News: Catchoom
Inveready ultima un nuevo fondo de deuda de 40 millones de euros

La gestora barcelonesa de capital riesgo Inveready se lanza a una nueva categoría de  fondos. Tras poner en marcha  dos vehículos de venture debt,  que aportan financiación híbrida préstamos y capital a  start up, la firma  ultima el diseño de un fondo que invertirá, a través de bonos convertibles, en compañías que coticen en mercados bursátiles  alternativos, principalmente  el MAB, en España, y el Alternext francés. Los bonos que  suscriba el fondo tendrán un  plazo de amortización de entre cinco y siete años, y, de  media, podrán convertirse en  acciones a partir del tercer  año.

El proyecto de Inveready  es ‘pionero’, destaca Carlos Conti, socio de  la firma, quien  avanza que este vehículo se  adapta muy bien al perfil de  inversores institucionales, como aseguradoras o fondos de  pensiones, que podrán computarlo como renta fija.

‘Este fondo permitirá a los  inversores entrar en un mercado muy volátil de forma  controlada’,  añade  Conti,  quien asegura que la iniciativa  ha despertado interés, tanto  entre la comunidad inversora  como entre compañías de reciente creación.

El fondo se llamará Inveready Convertible Finance y dispondrá de 40 millones de  recursos que levante, Inveready Convertible Finance  prevé invertir, mediante bonos convertible, en una veintena de start up cotizadas, sin  limitaciones geográficas o  sectoriales. En principio, el  AIM, el mercado alternativo  londinense, quedaría fuera  del foco, puesto que sus empresas disfrutan de un abanico más amplio de fórmulas de  financiación.

Fichaje. Para reforzar su equipo y lanzar el nuevo vehículo, Inveready acaba de fichar a Carlos  Floría, un experto en financiación estructurada que procede de Société Générale, en  cuya filial española ocupó cargos directivos hasta el mes pasado. Floría se convertirá, al  mismo tiempo, en el hombre fuerte de Inveready en Madrid, donde la firma ha potenciado su oficina, situada en la  calle Serrano.

El nuevo fondo está inspirado en la operación que Providence Equity Partners cerró  en julio del año pasado en  Más Móvil, la principal participada de Inveready. La firma  estadounidense anunció una  inyección en la operadora de  telecomunicaciones de entre  165 millones y 200 millones  de euros, mediante bonos  convertibles a largo plazo, para financiar la compra de PepePhone y Yoigo.